TODO ES UNA PORQUERÍA

Te levantas por la mañana y quieres que se acabe el día de una vez, no puedes soportar el tedio de tener que lidiar con el trabajo / universidad / colegio y menos con tu familia, al primer grito que escuchas quieres matar a tu madre o simplemente irte lejos de ese lugar, no soportas nada ¿Por que? Por que TODO es una porquería. TODO está mal, nada es como quisieras que fuese,  siempre hay alguien jodiendo la vida, un familiar o un compañero hincha pelotas que te hace recuerdo lo mal que estás mostrándote lo bien que esa persona está, contándote su hermosa vida llena de cosas que tu nunca tendrás. Tus relaciones apestan, si no te dejaron, te la hicieron o todo se acabó por una estupidez, por haberle dejado caminado sola dos cuadras cuando no quería apurarse y ya estaban retrasados. Es como si todos los días te hubieses levantado con el pie izquierdo, prendes la TV y es el hervidero de las malas noticias, para colmo de nuevo bloqueo, sobre que ya estás retrasado, la persona que se sentó al lado huele feo y el niño de atrás sigue llorando y su mamá piensa que pegandole se va a callar, te sientes mal por el niño pero no es tu asunto, solo reniegas por que la madre es una mala madre a tu parecer, y tienes que escuchar todo por que la batería de tu reproductor de música murió. Quieres almorzar y resulta que no hay comida y te da tanta paja ir a comprar algo que prefieres comer una fruta rancia que estaba allí hace meses y además, el gato se meó en tu polera favorita sobre la cama, puede continuar mucho más y sabes que será así, por que a personas como tu les pasan esas cosas, piensas que estás maldito por que aparentemente nunca saldrás de esa situación, no importa lo que hagas, has intentado de todo desde la loca de tu prima que trata de convencerte por la bio energia hasta el freaky de tu cuate que te ha llevado a rituales satánicos, pero no, nada parece mejorar, es más todos los días es peor.

 

Si estuvieses en otro país, si estuvieses en otra familia, en otra clase social, en otra situación, si hubieses estudiado otra cosa, si te hubieses animado aquella vez a hacer eso que hubiese hecho que todo fuese diferente, te pones a pensar en todas las oportunidades que dejaste pasar, o las decisiones equivocadas que tomaste para estar estancado en ese lugar, ese lugar que odias, odias la rutina de ser esa persona todos los días, tener que soportar los chistes idiotas de tu tía, de tener que saludar al vecino que te quito a la novia, de maldecir el colegio de donde saliste, odias la rutina de que todo tenga que ser un porquería.
Pero eso es lo que la gente quiere, que todo sea una porquería, por que si te gusta, se vuelve aburrido, pues ya no te puedes quejar, si es lo que quieres, ya no tienes nada por que luchar, si lo lograste, significa que los demás no y por eso te echan en cara de que estás mal, que te has vendido, que has caído en la trampa de lo que precisamente criticaban contigo. Pierden el interés de lo que haces por que ya no pueden quejarse contigo ni estar mal.  Si estás bien, automáticamente te convierten en el enemigo. Entonces prefieres estar mal por mas de que sepas como estar bien y seguir en el estúpido círculo vicioso, pues estar bien no solo significaría que tu cambies si no que los demás también y como podrías hacerle eso a tus amigos, a tu familia a tus vecinos? – Por mas de que no te agraden – Al fin y al cabo en la TV siempre está todo mal y esa es la vida que nos han enseñado a llevar.
Por que si eres feliz, que aburrido no?
Ya no tienes de que quejarte…
Anuncios

3 comentarios en “TODO ES UNA PORQUERÍA

  1. y digamos que tambien se puede encontrar la manera de hacerle espalda a la porquería y, bueno, tratar de ser feliz con lo que se tenga. Un extremo y otro me limitan igual. Yan.

  2. Cierto los extremos son 'malos' no deberíamos ser MUY felices, ni MUY tristes, para mantener un equilibrio por el cual nos podamos manejar… Pero me parece una solución taaaaaaaaaaaaaaaan aburrida, – pero son simples gustos mios, no tiene que ser la verdad absoluta – me gusta cuando estoy feliz, reir hasta llorar sentir esa adrenalina deli que por más que te haya pasado algo socialmente establecido como malo (como que te roben algo caro por ej) simplemente no te importe y no puedes dejar de sonreir y resplandeces de luz, me gustan esos ratos, esa extrema felicidad, no duran siempre ni duran mucho pero cuando están que lindo es disfrutarlo al máximo, lo mismo con estar triste, llorar por toda la inmundicia que puedes sentir culpas tuyas o ajenas, cosas malas y sentirlas en el tuétano te hace dar cuenta que es lo que realmente te molesta y por que no está funcionando, llevar la tristeza al extremo como forma de conocerse a uno mismo. Quedarme en el medio, me limita a no explorar en profundidad los sentimientos… Pero bueno eso es por que me gusta llevar la vida al extremo, hasta la neutralidad la llevo al extremo.
    Pero básicamente si es como dices darle la espalda a la porquería y ser feliz con lo que se tenga, creo que si nos enfocamos más en eso seremos cada día más felices, de un modo que la porquería ni si quiera llegue a ser 'porquería' simplemente algo más que sucedió.

    Gracias por la reflexión Yan y si no estás de acuerdo, por favor be my guest y comentalo! Por que así aprendo también yo y los que leen el blog…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s