AVENTURA


Cuando ya no se pertenece, pues simplemente ya no se pertenece.

Cuando las cosas no fluyen y se siente mal, para algunos significa que es hora de partir, especialmente si se tiene esa tendencia nómade y ganas de amplificar la mente.
Se rompen los lazos, las cadenas que nos amarraban al pasado, los cuates que se aprovecharon de uno y de los que nosotros nos aprovechamos, los malos amores que abundan, las situaciones que de verdad queremos que se queden allí, en el pasado, el pesar de lo que pude o no haber hecho, los malos jefes, la buena onda de un trabajo de la puta, el crecer, los conocimientos adquiridos, la experiencia en sí, que ahora nos sirve de cimiento. Para construir este edificio se necesitan buenos materiales.

Al final ninguna experiencia es negativa, pues de todas se aprende.

Hay que aprovechar las situaciones donde uno se encuentra totalmente libre de todo, posesiones materiales, emocionales… y puede salir volando fácil sin remordimiento, sin desear continuar allí, por ello es importante concluir las cosas para que tal vez en un futuro se inicie de nuevo, nadie sabe, pero terminar bien es lo mejor. Aunque a veces es difícil, minimamente hay que ser honestos.

Reconocer que si algo no nos gusta es por que algo hemos hecho mal y ya que todo se acaba simplemente encontrar donde fue el error para que en este nuevo inicio no tengamos que repetir la lección, salir sin juicios de ningún tipo, agradecer lo que se tiene sea sol o luna, estar dispuestos a sacar todo lo mejor de nosotros y de la vida, y sobre todo tener ganas de evolucionar.

A mis amigos cercanos Pitu, Cece, Tute, Chiri y Urza les extrañaré un sol y siempre son bienvenidos en mi nueva casa, les tengo un cariño muy especial, a mis demás amigos buena onda, lamento no haber sabido mantener una amistad más fluida, note su ausencia estos días, especialmente con quienes fueron importantes, hay veces que uno simplemente se tiene que hacer a un lado para seguir su camino y con los que corte lazos, lamento que haya tenido que ser así, M. Que mi empute te sirva para crecer y que no haya sido en vano todo eso denso. A veces hay ramas podridas que hay que cortar para que renazcan bien.

La única responsabilidad que tengo ahora mismo conmigo es el de aventurarme en esta nueva experiencia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s